'>
Hoy no voy a cantarle al sol ni al mar,
ni a las estrella ni a casitas de muñecas,
hoy solo quiero contar como me siento,
estoy viviendo un dia en blanco y negro.

Asi que no me vengan hablar de amor,
porque yo soy un monumento al malhumor,
y mi sonrisa siempre fue una mala actriz,
Como puede una ciudad estar tan gris?

No hay luz en casa pero con la vela alcanza
para alumbrarme la amargura, dos o tres puntos de sutura
no hay luz en casa pero con la vela alcanza
Y en un revez a mi destino, un dia de estos yo me animo.

Hoy no hay metaforas te voy a ser sincero,
las cosas no me estan saliendo como quiero,
es una tarde en la que siento que una fiesta
seria dormir treinta y cinco años la siesta.

De vez en cuando caigo en estos agujeros,
pide licencia el humor que siempre tengo,
soy mil de azucar para una sola de sal,
tengo derecho yo a sentirme un dia mal.


Me voy a ir vivir a la montaña,
donde todo es poco pero igual alcanza.

No hay comentarios: